jueves, 17 de septiembre de 2015

Un poema de Sófocles en el bolsillo de un poeta náufrago


Percy Shelley, poeta inglés, cuando naufragó navegando el mar de Tirreno, varó y fue incinerado en una playa por su amigo Bayron, quien antes halló en uno de los bolsillos de su blusa este poema de Sófocles:  “Muchas son las maravillas del mundo, pero la mayor maravilla es el hombre (…) Es el ser de mil recursos.  El porvenir nunca le sorprende.  Sabe el arte de escapar a males sin remedio.  Sólo la tierra de los muertos detiene su carrera”. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada