sábado, 3 de agosto de 2013

Apetito sexual exagerado



Cuando estudiaba sexto grado escuché el cuento de una reina de la antigüedad, ninfómana seguramente, que se acostó con todo el batallón que comandaba en una expedición y no satisfecha se metió bajo las patas de su caballo.  A mi memoria vino cuando leí en la prensa algo similar  de una muchacha de diecinueve años llamada Charlotte Tyler (foto tomada en 1970) que declaró a los oficiales de una estación de policía que había sostenido relaciones sexuales con casi la mitad de los 1.100 hombres que formaban el cuerpo de policía de Memphis.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada