jueves, 26 de septiembre de 2013

56 años tardó en llegar la tarjeta postal


Cincuenta y seis años ha invertido en llegar a su destinataria, fallecida ya, como el remitente, una tarjeta postal enviada en 1917 por un oficial  corso del ejército francés que se encontraba en el frente. La postal, recibida por una hija del oficial corso, muerto ya hace algunos años en una de las batallas de la Primera Guerra Mundial, fue depositada en uno de los buzones de los servicios postales de la casa. Sometida a la correspondiente censura mili­tar, la tarjeta fue expedida... pero ha llegado a su destino sólo después de 56 años.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada