martes, 5 de noviembre de 2013

El Hijo del Campanero


Juan subió a la torre campanario de la Catedral y mientras su Padre doblaba las campanas por el cumpleaños de un difunto, su hijo echaba a volar su papagayo sobre el tejado y buscando la dirección del viento pisó unas tejas falsas y cayó mortal con su su madeja de hilo en el altar mayor en plena jaculatoria del sacerdote.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada